El año se ha despedido en la provincia cordobesa con la entrada voluntaria en concurso de acreedores de los Laboratorios Pérez-Giménez (1), una de las industrias farmacéuticas más importantes del sur ibérico. El día 28 de diciembre recibíamos a través de la prensa la inocentada, que no es cuestión de risa para sus más de 200 empleados. Al mismo tiempo, continúa el conflicto de los trabajadores de la empresa multinacional ABB (2) y las maniobras de ésta última para silenciar y acallar el problema (3). Qué se le va a hacer: inconvenientes de no ser productores de tecnología y depender de empresas extranjeras.

Mientras tanto, José Antonio Nieto (del PP), alcalde del ayuntamiento cordobés, se lamenta de la dificultad de sacar proyectos adelante con la Junta de Andalucía (incluidos los relacionados con el empleo) cuando su presidente, José Antonio Griñán (del PSOE), se niega a reunirse con él (4). El PSOE-A, por otro lado, critica a través de su secretario de Empleo, Manuel Aguilar, que Nieto exija a la Junta lo que no es capaz de reclamar al gobierno central (ahora en manos del PP) (5). A su vez, el presidente del PP-A, Javier Arenas, le pide a Griñán que se reúna de una vez con los alcaldes populares andaluces (6).

Todo ello constituye un lamentable ejemplo de dilución de las responsabilidades en un Estado poliadministrativo sin representación de los ciudadanos, donde cada uno escurre el bulto culpando al del bando (partido) contrario, y escudándose en que es por falta de entendimiento con la otra administración. En un sistema con representación de los electores y con mandato imperativo de los mismos sobre sus elegidos, estas situaciones vergonzosas y vergonzantes no serían espectáculo diario, sino que los representantes de distrito estarían obligados a procurar lo mejor para sus votantes, independientemente del partido o administración (central o local) a la que pertenecieran. ¿Acaso podría permitirse un diputado por Córdoba no estar de acuerdo con los ediles de la misma ciudad y reclamar lo mejor para la misma?

Sin embargo, las acciones políticas alejadas de la sociedad civil siguen su cauce partitocrático, y mientras la clase política enquistada en el Estado se lamenta de la destrucción de empleo y la precariedad laboral (7)(8) se siguen proyectando obras faraónicas carentes de sentido para el propio autobombo de un sistema corrupto en su origen (9) y para mantener la ilusión de que se invierte en tecnología, ciencia y cultura (10)(11). Incluso una reciente exposición sobre la importancia de la ciudad en la época romana (“Córdoba, reflejo de Roma”) (4) parece querer aludir a la famosa frase de Manrique “cualquier tiempo pasado fue mejor”: nos recreamos en glorias pasadas para eludir los fracasos presentes y futuros. Así están las cosas en Córdoba, reflejo de España.

(1) Laboratorios Pérez Giménez entra en concurso de acreedores
(2) El conflicto de la subcontrata de ABB llegará a los tribunales
(3) Los trabajadores en huelga en ABB presentan una demanda para continuar con la huelga indefinida
(4) Nieto lamenta lo “complicado” que resulta sacar adelante proyectos con la Junta sin que le reciba Griñán
(5) PSOE critica que Nieto exija a la Junta lo que “es incapaz” de reclamar al Gobierno del PP
(6) Arenas pide a Griñán que imite a Arias Cañete al reunirse con Clara Aguilera y reciba ya a los alcaldes populares
(7) Arenas lamenta que el 98% de los contratos en la región en 2011 hayan sido temporales
(8) Crespo lamenta los datos “complicados” y apunta a la reforma laboral como “la clave para salir de esta situación”
(9) PP critica que Junta “venda” avances en la Ciudad de la Justicia que “no existe y lleva prometida desde 2001”
(10) Durán pide a Nieto que “ejerza de alcalde” y asuma que no precisa “a nadie” para iniciar el Centro de Congresos
(11) El C4, la “apuesta cultural más importante de la Junta en Córdoba”, estará operativo el año próximo
(12) Córdoba acoge una exposición sobre su importancia en periodo romano

Fotografía de HollywoodPimp

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here