Del error se sale, o se puede salir, de la confusion es imposible. Será costoso, pero no difícil, desvanecer los espectros que se agitan para salvaguardar la Monarquía de Partidos, contra lo que no pretende restaurar el pasado, sino innovar el futuro con la inédita libertad política que garantice una República Constitucional.

BAIKCe-CUAA2gEJ

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

19 − cuatro =