Ciudadanos afectados por la línea de alta tensión se encierran en el Ayuntamiento de Totana.

La cuestión de la línea de alta tensión en Totana y lo mucho que sufren los afectados se entiende sabiendo que deriva del problema de la ausencia de representación política de los ciudadanos de esta comarca en el legislativo de la Carrera de San Jerónimo. 

Es el mismo problema que tienen todos los españoles: que no tenemos diputados de distrito que defiendan los intereses de aquellos que los han elegido, ante el atropello del ejecutivo. 

Verdaderos diputados de distrito tomarían este asunto, que tanto sufrimiento y dolor está provocando a miles de familias, y lo plantearían en el Congreso de los Diputados, y ejercerían un verdadero y robusto control sobre el Gobierno, que atropella una vez más a los ciudadanos y contribuyentes. 

Porque… ¿qué hacen los diez diputados –diez– por Murcia que hay en el Congreso de los Diputados? 

¿Se les conoce alguna iniciativa acerca de este problema que plantean los vecinos?

¿A quién representan estos diez diputados? desde luego, a sus vecinos no, a sus votantes no. Yo lo diré: representan a los jefes de los partidos que les pusieron en las listas, y harán solamente lo que le interese a ese jefe de filas.

Y no se les cae la cara de vergüenza.

Esto sucede por votar listas de partido, y porque no somos capaces de conquistar la libertad política colectiva, la democracia, la representación política (elección de diputado de distrito mediante candidatura uninominal, a doble vuelta y por mayoría) y de igual manera, en elecciones separadas elegir al presidente del ejecutivo entre todos los españoles directamente, a doble vuelta y por mayoría; a esto se le llama separación de poderes en origen. 

Diez diputados por la provincia de Murcia en Madrid que miran para otro lado mientras el Gobierno lleva a cabo un plan contrario y lesivo a los intereses de los gobernados… ¡qué vergüenza!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here