España ocupa las portadas de la prensa europea a causa de una confesión de Cristóbal Montoro, ministro de Hacienda, en la que admite que la banca necesita la ayuda de la UE y que “las puertas de los mercados no están abiertas para España”. Además, el G-7 (grupo que reúne a los países con las economías más fuertes del mundo) debate por medio de sus ministros de Finanzas la situación de España y Grecia, aunque de momento se muestra confiado en que la propia UE pueda resolver el problema. La imagen superior muestra a sus representantes, ministros de EE.UU, Japón, Canadá, Reino Unido, Francia, Alemania e Italia, junto a Christine Lagarde, directora del Fondo Monetario Internacional.

 

Trevijano criticó duramente a Montoro por estas palabras en Radio Libertad Constituyente porque encierran una falacia, pues no son “los mercados” los que golpean a España por sus productos comerciales o agrícolas sino el “mercado” financiero global el que no le presta dinero por temor a su insolvencia, derivada sobre todo de su ineficiencia. El mercado no confía en España porque los españoles no identifican y por lo tanto no ponen remedio al mal funcionamiento económico del sistema de castas político-económico, basado en privilegios, egoísmos, nepotismo, amiguismo, falta de transparencia, abuso, fraudes y corrupción. Todo ello afecta gravemente a la Corona misma y ha contaminado después descendiendo por la pirámide social a los partidos y sindicatos estatales (que no dependen de sus afiliados sino de subvenciones estatales, salvo USO y las formaciones extraparlamentarias) la judicatura, la banca o la universidad. La ausencia de división de poderes (con un severo control mutuo) y de una Constitución que lo regule o la ineficacia del sistema electoral (sin circunscripciones más pequeñas y controladas por los ciudadanos y candidaturas unipersonales) son el origen jurídico de la anomalía.

 

Quizás a sabiendas de todo ello las frases de Montoro fueron interpretadas por el “Financial Times” como una llamada al rescate. “España hace una petición explícita para el rescate bancario” titula en su portada digital el diario británico, que interpreta que es un llamamiento para “recapitalizar el país a medida que crece la preocupación por su propia capacidad” para salir de la crisis por sus propios medios. La información se completa con un antetítulo que hace responsable directo a Montoro: “El ministro de Hacienda alerta de que las puertas de los mercados no se abren para Madrid”. “The Wall Street Journal” también recoge la idea de que el Gobierno de Mariano Rajoy pide ayuda. El diario económico británico reproduce las palabras de Rajoy en las que apuntaba que el país está en una situación de “extrema dificultad”. Bajo el titular “SOS Espagne”, que ha sido trending topic en Twitter, “Libération” se pregunta si España es una nueva Grecia. “Asfixiada por la caída de su sistema bancario, España pide ayuda a Europa”, resume el diario francés. Por último, el también francés “Le Monde” titula “El estado crítico de España y de sus bancos alarma a Europa”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here