Engaños

Georges Manolescu

Hay gente que anda mohína porque es San Valentín y “la regeneración” no llega al gobierno de Andalucía. Impuestos, Canal Sur, Memoria Histórica… Ese andancio se llama “Estado de Partidos”, un invento alemán de la República de Weimar.
Sobre la cultura del engaño en la República de Weimar escribió Thomas Mann sus “Confesiones del aventurero Félix Krull”, inspiradas en las memorias (dos tomos) de George Manolescu, “joven y elegante rumano que con sus estafas cortó la respiración de Europa”. Manolescu era caballero de tal coquetería que legó su cráneo a Lombroso, quien lo rechazó, tajante, con una postal:

–Quédese con su cráneo.

Lombroso tenía la mala experiencia de un compañero de tertulia que un día le preguntó qué carácter podía deducirse del aspecto de su cráneo. Lombroso lo tactó y se atrevió a afirmar que era un hombre violento. “¿Violento? ¿Qué quiere usted decir?” “La protuberancia del crimen está en usted muy desarrollada.” “Eso no se lo consiento. A mí no me llama usted criminal”. Y para probar que no lo era cogió un cuchillo y salió corriendo detrás de Lombroso.
No sé el crimen, pero el engaño se ha democratizado mucho. En lo que llevamos de año ya me han engañado con una obra (el contratista se fue con el dinero), con un jamón (me vendieron por pata negra una bacalada en salmuera) y con un ordenador (se bloquea cada diez minutos y el vendedor viene a decirme que las reclamaciones… a Bill Gates, que ahora anda, el hombre, procesando el programa económico de la congresista neoyorquina Ocasio-Cortez).
Ruano, que “reporteó”, por afición, muchas estafas, observó que un cierto sentido social hace perdonar antes la estafa al mañoso que al fuerte, y ponía por ejemplo al “Chichito”, que en muchos timos se hacía pasar… por periodista.

–¿No recuerda usted cuando tomó el nombre de Miguel España? Era muy divertido. Sus amigos nuevos de pensión, su amiguita, leían en “El Heraldo” los artículos de España y creían autor de ellos a “Chichito”, y él les pedía dinero.

Creative Commons License

Este trabajo de Ignacio Ruiz Quintano está protegido bajo licencia Atribución Creative Commons-NonCommercial-NoDerivs 4.0 Internacional Los permisos mas allá del ámbito de esta licencia pueden estar disponibles en https://www.diariorc.com/aviso-legal/

Dejar una respuesta

Por favor Conecta para comentar
  Suscripción  
Notificar de