«Solidaridad»: ¿nuevo? opio «para» el Pueblo (I)

8

Contrariado estoy, amigable lector; y triste, quizá. Tras haber reanudado, gozosamente, la escritura de artículos para la serie «Sobre la Libertad», otra vez ocurre que, como en Noviembre de 2011, acontecimientos de volátil (aunque grave y gravosa) actualidad empujan, contra el deseo, a interrumpir dicha serie. La interrupción de entonces, tras escribir el tercer artículo sobre la Libertad, fue debida al debate televisivo/televisado que «con-celebraron» los «social-€-burocrátas» partidocráticos Alfredo Pérez Rubalcaba y Mariano Rajoy Brey [a quienes llamábamos «postulantes*» (postulantes «de» y «para» «sí-mismos»)] el «07N» de 2011. Debate «con-celebrado» pocos días antes del partidócrata evento plebiscitario (impostoramente «con-nominado» por ellos mismos «elecciones generales») «celebrado» unos días después, el «20N», en fantasmagórica e irónica coincidencia con el 36º aniversario del fallecimiento de Francisco Franco, quien fuera nominado «generalísimo» Jefe del Estado por la gracia de… «sí-mismo».

Hoy, al menos, y contra lo que pudiera parecer, el motivo de la interrupción sí guarda cierta relación con los artículos sobre el «rastreo etimológico» de la Libertad que veníamos escribiendo y publicando. En Noviembre de 2011, el artículo «interruptor» fue digresivo; el presente resulta, más bien, concomitante. De aquél, la causa fue un debate; de éste, el discurso de un hablante. El discurso pronunciado por el Papa Francisco ante los Jefes de Estado y de Gobierno de la «social-€-burocrática» Unión Europea en la Sala Regia del Palacio Apostólico Vaticano, el pasado «24M», víspera de la «con-celebración» del 60º aniversario del «Tratado de Roma» (constitutivo de la “Comunidad Económica Europea” -«CEE»- y firmado junto con el tratado que estableció la “Comunidad Europea de la Energía Atómica” -«Euratom»-). En definitiva: los actuales prebostes del Imperio «social-€-burocrático», en conciliar reunión convocada por ellos mismos, «vuelven a Roma», como buscando propiciar el «re-nacer», la «re-animación», de un singular monstruo atávico: ¡Ave, Roma, los caudillos del «Pod€r» («€stado-Dinero») te saludan de «nuevo»! ¡Roma, el Imperio; Roma, la «Lex»! ¡Roma, «panem et circenses» –pan y circo-!

En Noviembre de 2011, el artículo que se distrajo de la serie sobre la Libertad se tituló «Yo, Estado. Yo, Dinero» a causa de las siguientes manifestaciones de los «postulantes* auto-postulados» durante el debate (07/Noviembre/2011):

> Rubalcaba (socialdemócrata confeso y «social-€-burócrata» profeso): Señor empresario, si usted quiere contratar, yo, Estado, le pago a usted la Seguridad Social; es decir, le abarato la contratación un 30%” [o sea: Rubalcaba=Estado=Dinero].

> Rajoy (socialdemócrata converso y «social-€-burócrata» ex profeso): “Y para que las Administraciones tengan dinero, es necesario que haya empleo. Por eso es el gran objetivo nacional para los próximos cuatro años. Si hay empleo, la gente trabaja y paga impuesto de la renta: dinero para el Estado. La gente consume, paga I.V.A. y paga impuestos especiales: dinero para el Estado. El empresario vende más, gana más, paga más impuestos: dinero para el Estado[es decir: Rajoy=>Dinero=>Estado].

A la vista de todos ha estado: Mariano Rajoy, el 25 de Marzo pasado, ha sido uno de los 27 mandatarios «con-celebrantes» del 60º aniversario del romano «Tratado».

Conviene ahora recordar lo escrito por Dalmacio Negro en su magnífico libro “Historia de las formas del Estado. Una introducción” (2010): “la historia del Estado desde el siglo XX es ininteligible sin el marxismo. […] El Estado de Bienestar es cualitativamente una especie del Totalitario, bajo el engañoso pluralismo de los partidos y sindicatos burocratizados […]. En el Estado Totalitario la imposibilidad de controlar al poder es absoluta por definición. […] La política del Estado Socialdemócrata, basada en el dinero, aboca a una visión cuantitativa masificadora, puramente financiera.(1)

Por su parte, observamos que el dinerario Imperio «social-€-burocrático» llamado «Unión €uropea» dispone de una página web denominada «EUR-Lex» para poner «en red» las miríadas y miríadas de disposiciones reglamentarias con las que mantiene sutilmente encadenados a más de 500 millones de personas. La página dedicada al «Tratado» “constitutivo de la Comunidad Económica Europea” nos dice que la CEE se estableció […] con el fin de trabajar para la integración y el crecimiento económico.”

Bien. Vale. Citemos ahora, de pasada, a Karl Marx, en sus “Manuscritos de economía y filosofía” (1844), donde escribe con retranca e ironía: la Economía, pese a su mundana y placentera apariencia, es una verdadera ciencia moral, la más moral de las ciencias.” (2)

Se preguntará el lector, a estas alturas de la lectura, por el motivo del título del presente artículo. Se encuentra en lo manifestado por el Papa, el jesuita Jorge Mario Bergoglio, ante los mandatarios de €uropa: Europa vuelve a encontrar esperanza en la solidaridad, que es también el antídoto más eficaz contra los modernos populismos. La solidaridad comporta la conciencia de formar parte de un solo cuerpo, y al mismo tiempo implica la capacidad que cada uno de los miembros tiene para «simpatizar» con el otro y con el todo.” (3)

Palabras del Papa que cotejamos ahora con estas otras escritas por el «papá» del marxismo, Karl Marx -junto con Friedrich Engels– (en La ideología alemana-1845-): “Dentro de la sociedad comunista, la única donde el desarrollo original y libre de los individuos no sea una frase, este desarrollo se halla condicionado precisamente por la cohesión de los individuos, cohesión que se da, en parte, en las premisas económicas mismas y, en parte, en la necesaria solidaridad del desarrollo libre de todos y, finalmente, en el modo universal de manifestarse los individuos sobre la base de las fuerzas de producción existentes.” (4)

Para finalizar este artículo, hecho a retazos entreverados buscando reducir su extensión, indicamos sucintamente el porqué de su concomitancia con el «rastreo etimológico» sobre la Libertad en que nos encontrábamos:

1.- La raíz «leudh-»(5), originaria de la palabra española «Libertad», significaba «crecer, desarrollarse, prosperar, prevalecer». En alemán y en múltiples lenguas de las ramas germánica y balto-eslava derivó en vocablos equivalentes a «gente» o «Pueblo».

2.- Las palabras «católico»(6) (= ‘universal’), «sólido»(6), «solidaridad»(6), «sueldo»(6) (del latín tardío «solidus», ‘cierta moneda de oro(6), propiamente ‘moneda sólida(6), a diferencia de las demás), «soldado»(6) (en origen ‘guerrero mercenario(6) -<’el que ha recibido la paga(6)-) y «salud»(6) proceden, todas ellas, de la raíz del proto-indoeuropeo «*sol-»(6), que significaba «entero» (ej.: en sánscrito «sárva-»= ‘todo entero(6)).

3.- Pensaba adornar el título del artículo sobre la etimología de la Libertad que esperaba escribir en lugar del presente con la pregunta «Quid est veritas?» [«¿Qué es la verdad?»]. Una de las preguntas más importantes de la Historia, formulada por el romano Pilatos a Jesús de Nazaret. Poncio Pilatos, el mismo «representante» del Poder imperial romano que ordenó, poco después de aquella pregunta, el ajusticiamiento de Jesús, el reo sin culpa.

Nos extenderemos explicativamente sobre toda la anterior «mezcla» de datos en siguientes artículos. El contenido de esa ¿extraña? «mezcla» y aquel artículo etimológico que queda pendiente de escribir: quizá sean las causas de mi probable tristeza.

 

_______________________

(*). Según Diccionario de la Lengua Española (R.A.E.):

>>> Postulante (del ant. part. act. de postular).

  1. adj. Que postula. U. t. c. s.
  2. m. y f. (América). Candidato, aspirante a un cargo.

>>> Postular (del latín postulare).

  1. Pedir, pretender.
  2. Pedir por la calle en una colecta.

3.- Pedir para prelado de una iglesia a alguien que, según derecho, no puede ser elegido.

4.- Enunciar un postulado.

5.- Proponer un candidato para un cargo electivo.

(1) NEGRO, Dalmacio. “Historia de las formas del Estado. Una introducción”. El Buey Mudo. 2010.

(2) MARX, Karl. “Manuscritos de economía y filosofía”. Alianza Editorial, S.A. 2010. [escritos en 1844].

(3) “Discurso del Santo Padre Francisco a los Jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea presentes en Italia para la celebración del 60 aniversario del Tratado de Roma” Página «web» oficial del Estado Vaticano.

(4) MARX, Karl; ENGELS, Friedrich. La ideología alemana” [“Crítica de la novísima filosofía alemana en las personas de sus representantes Feuerbach, B. Bauer y Stirner, y del socialismo alemán en las de sus diferentes profetas. Ediciones Akal, S.A. 2014. [Escrito en Bruselas, 1845].

(5) POKORNY, Julius. “Indogermanisches Etimologisches Wörterbuch” [“Diccionario etimológico indogermánico”]. A. Francke AG Verlag Bern. 1959.

(6) ROBERTS, Edwuard. A.; PASTOR, Bárbara. “Diccionario Etimológico Indoeuropeo de la Lengua Española”. Alianza Editorial, S.A. 1ª Ed.-1.996. 7ª Reimpresión-2.009.

 

Creative Commons License

Este trabajo de Paco Corraliza está protegido bajo licencia Atribución Creative Commons-NonCommercial-NoDerivs 4.0 Internacional Los permisos mas allá del ámbito de esta licencia pueden estar disponibles en https://www.diariorc.com/aviso-legal/

8
Dejar una respuesta

Por favor regístrese o Conecta para comentar
4 Hilos de comentarios
4 Respuestas a hilos
5 Seguidores
 
Comentario con mas reacciones
Hilo mas comentado
5 Autores de comentarios
JuanLuis García Abad de CorpaLuis Sanchez de rojas Comentaristas mas recientes
  Suscripción  
mas nuevo mas antiguo mas votado
Notificar de

Fantástico artículo Paco, gracias.

Luis Sanchez de rojas

Enhorabuena Paco, gracias por el artículo
“La Unión Europea ha derivado en una suerte de confederación o sindicato de las oligarquías nacionales, que, para afrontar la crisis financiera y moral provocada por ellas, funciona como una sociedad de socorros mutuos con el objeto de sostener a los gobiernos sindicados. Bastantes de ellos han convertido el Estado en un centro de negocios comerciales de los oligarcas y de explotación legal del resto. La crisis actual lo está poniendo en evidencia.” Dalmacio Negro. La ley de hierro de la oligarquía.

Luis García Abad de Corpa

Genial, como siempre.

Un retrato, una alerta para despertar conciencias, descubrir el modelo burocratizado y esclerotizado de nuestra Europa alejada de postulados de libertad colectiva. El utilitarismo sin control de la sociedad, no alcanza ni si quiera a funcional, solo: “funcionarial, rama burócrata”.

Salù2.

Juan

Gracias por este buen artículo, Paco Corraliza.

Enseña cómo funcionan las cosas en la Unión Europea vigente, burocratizada, sindicada para mantenerse a flote algún tiempo; no parece que pueda flotar mucho.

Saludos, amigos repúblicos.