SADOMASOQUISMO CON CILICIO: EL DÍA A DÍA DE UN NUMERARIO DEL OPUS DEI

2

ILLY NES.

Recomiendo una web que se llama www.opusdeilibros.com donde figuran todos los títulos críticos hacia el Opus Dei de aquellos que se han ido y cuentan su experiencia. La mía no es la única, son muchas las personas que narran desde su óptica el aspecto sectario de la Prelatura. Porque para mí, aun dentro de la iglesia y siendo reconocida como Prelatura, esta organización tiene muchos comportamientos de secta. La santa mafia española, la mafia blanca.


Mi propia experiencia llegó un momento que para mí era insostenible: todos los días, de media hora a una hora de cilicio para evitar las tentaciones de la carne; una vez a la semana, dormir en el suelo; el agua caliente está prohibida… Una vez a la semana tienes que utilizar las disciplinas y mientras vas rezando el credo, te vas fustigando, tú mismo te estás produciendo prácticas sadomasoquistas. El catecismo que vale es el de San Pío X, las misas dentro de la Prelatura se dicen de espaldas y en latín… Es tal la manipulación y el lavado de cerebro que pienso que más de uno de los torturados de Guantánamo lo han sido menos que muchos de los numerarios y numerarias del Opus Dei.


No respetan las libertades de las personas, no existe el libre albedrío, desde que te levantas hasta que te acuestas tienes un sinfín de normas que cumplir, levantarte y besar el suelo, servir, ofrecimiento de obras, hacer la oración, oír la santa misa, comulgar… Tienes que hacer todos los días media hora de lectura espiritual, un cuarto de hora el evangelio, rezar las tres partes del rosario, el angelus, fuera de horas una visita al Santísimo, media hora de oración por la mañana y media por la tarde… Es tanto lo que tienes que hacer y estás tan concentrado en no saltarte nada, que tu propia voluntad la anulan. No tienes tiempo para preocuparte de nada que no sea cumplir las normas. Ni de si existen indigentes, si la gente pasa hambre, si se curan las enfermedades… Te programan.


José María Escribá i Albás ha comentado en varias tertulias que desde que el Vaticano suprimió el Índice, que era la relación de libros prohibidos, él decía: “yo a mis hijos les pongo éste”. Y levantaba el dedo índice de la mano derecha. Si tú tienes que leer un libro has de ir a tu director de centro y decírselo. Hay un fichero enorme de libros prohibidos donde existe una ficha con una recensión para que sepas de que va pero te lo censuran.


Es tan sutil y sibilino el lavado de cerebro y hacerte miembro de la secta que aunque no comparto las ideas del Partido Socialista, creo que existen instrumentos legales para entrar a través del Fiscal General del Estado y las Fiscalías de los Tribunales Superiores de Justicia de cada una de las comunidades autónomas y de las Audiencias Provinciales, para abrir una investigación profunda. Y aseguro que más de un hombre y mujer del Opus Dei sería procesado.


La mitad de las capillas y oratorios de todos los centros poseen en sus retablos expolios de lo que pertenece al patrimonio histórico de España. Muchos de los cálices, patenas, custodias, copones, casullas bordadas en oro, capas fluviales y dalmatitas, han sido expoliadas de pequeñas iglesias de pueblos, catedrales… Algo que pertenece al pueblo español lo han robado para ese culto divino.


Todos los días tienes que rezar las preces (oración interna del Opus Dei), y cuando te cruzas con un miembro de la Obra, la manera de reconocerse es decir “Pax” y el otro contesta “In eternum”. Funciona como una mafia, o evidentemente salvando las distancias, como una masonería. También existen clases: en los centros de jóvenes o adultos no está mezclado un señor que puede trabajar de electricista con un catedrático, que tiene su propio centro y su propio ámbito. Una supernumeraria que ella o su marido sean licenciados universitarios no se juntan con un fontanero ni con una supernumeraria oficinista. Ni unos pueden bajar a otra categoría ni los otros subir tanto. Porque además es una asociación tremendamente clasista y sexista.


Conservo documentos que fotocopié del proceso de beatificación de José María Escrivá de Balaguer en lugar seguro fuera de España. De alguna manera los golpes bajos me han enseñado a tener seguros de vida, y el mío no se contrata en la Estrella o Mapfre. En su momento los entregaré a quien tenga que entregarlos porque si algo tengo claro es que no se puede sustraer la historia al pueblo. Sin embargo, no quiero que se trate de un momento de revanchismo o de odio por mi parte.

EL LIBRO “GAVIOTAS QUE ENSUCIAN SU PROPIO NIDO” (LA HOMOSEXUALIDAD EN EL PP) PUEDE ADQUIRIRSE EN BUBOK.

Creative Commons License

Este trabajo de Redacción está protegido bajo licencia Atribución Creative Commons-NonCommercial-NoDerivs 4.0 Internacional Los permisos mas allá del ámbito de esta licencia pueden estar disponibles en https://www.diariorc.com/aviso-legal/

2
Dejar una respuesta

Por favor Conecta para comentar
2 Hilos de comentarios
0 Respuestas a hilos
0 Seguidores
 
Comentario con mas reacciones
Hilo mas comentado
1 Autores de comentarios
Sonia Comentaristas mas recientes
  Suscripción  
mas nuevo mas antiguo mas votado
Notificar de
Sonia
Sonia

YA

Sonia
Sonia

Los azotes son los sábados. Te metes en el baño con tu guia-superiora y te azotas en la espalda con un cinturón. Ella te supervisa. Dice cuando termina, y la fuerza de los golpes.