“Por mis santos cojones” (la juez Coro Cillán)

0

“Por mis santos cojones se precinta Moma”, asegura una fiscal al Consejo General del Poder Judicial que le comentó la juez Coro Cillán. Según el informe de los inspectores, la juez, además, fue vista cenando con personas relacionadas con la discoteca Moma tras precintarla.

La fiscal del juzgado, Soledad García, que estaba de guardia con Cillán el día del precinto, afirma que la noche en que se pidió la cinta adhesiva para acordonar el Moma, la juez fue a su despacho y le pidió opinión sobre si debía precintar el local. La respuesta de la fiscal a Cillán, asegura García, fue que no, porque antes era necesario comprobar la veracidad de la denuncia.
Según publica el diario “El País”, si el Fiscal General del Estado, Torres-Dulce, diera luz verde a la querella por prevaricación, el expediente disciplinario que tramita ahora el Consejo quedaría en suspenso hasta que concluyera la vía penal.

No es la primera vez que “El País” la emprende contra esta magistrada, según publicó “Libertad Digital” o “La Gaceta”, que son los medios que más la defienden. Lo hacen por el reportaje, que firmó J. A. Hernández titulado “inestable para juzgar”. Allí se afirmaba que una “secretaria y dos fiscales del juzgado dicen que puede tener problemas con el alcohol”. Además, insinuaba que nombró administrador de una discoteca a “su novio”. Se trataría de Javier Caballero, el mismo que, según esta investigación, fue nombrado administrador de la discoteca precintada. Por último, el reportaje recoge las declaraciones del fiscal Conrado Saiz que dice que “alguna vez, en las guardias de diligencias, rápidos y detenidos, durante la tarde manifiesta síntomas de consumo de bebidas alcohólicas; así, en las declaraciones confunde a las personas a las que se dirige, así como el delito; cambia de conversación con falta de coherencia y presenta un carácter irascible, por lo que él suele tomar la palabra cuando antes para no acrecentar el problema”, señala la inspección. Y añade “entiendo que la magistrada no tiene capacidad para llevar el juzgado porque presenta una inestabilidad preocupante”.

 

Por contra, asegura La Gaceta que lo que publicó El País sobre el cierre de la discoteca madrileña “es una excusa para quitársela de en medio”. Para fuentes de La Gaceta, no existe la menor duda de “que van a por ella y en este caso hay una clara vulneración de los derechos fundamentales”. Así las cosas, el entorno de la juez defiende que “su actuación en el cierre del Moma ha sido ejemplar. Ahora, funciona mejor”. Es más, niegan en rotundo que, tal y como dice la fiscal, la juez dijo: “El Moma se cierra por mis santos cojones”. “Sí es cierto que el local se precintó porque la Policía le informó de que había droga en el interior del local”, explican. Respecto a la acusación de que Cillán se quedó la causa pese a que otro juez había intervenido antes, las fuentes consultadas resaltan que eso no es así. “Cillán, cuando recibió el asunto, lo mandó a reparto y fue a parar al juzgado número 54, este no lo quiso y volvió otra vez al de Cillán. Entonces, lo envió al Decanato y decidió que se lo quedara la juez”, enfatizan. Y el bloguero Angel Velázquez concluye: “Tenemos que seguir protegiendo a las Magistradas: Estela San Jose, Mercedes Alaya y Coro Cillan del acoso de la burguesía estalinista, representada en este caso por un fiscal de la “escuela” de Conde Pumpido”. ¿Lucha de poder partidista o corrupción judicial? En cualquier caso, un ejemplo más de la politización que refleja la inexistencia de la división de poderes en España.

Creative Commons License

Este trabajo de Redacción está protegido bajo licencia Atribución Creative Commons-NonCommercial-NoDerivs 4.0 Internacional Los permisos mas allá del ámbito de esta licencia pueden estar disponibles en https://www.diariorc.com/aviso-legal/

Dejar una respuesta

Por favor Conecta para comentar
  Suscripción  
Notificar de