El disparate económico

48

No es una recesión: es una depresión en toda regla

España ha entrado oficialmente en recesión por el descenso continuado del consumo privado y el frenazo de las exportaciones, según los datos del BdE publicados la pasada semana. Y, lo que es más grave, el Banco de España advierte que lo peor está por llegar. Se trata por tanto de una doble recesión, algo que jamás había ocurrido en nuestro país desde la Guerra Civil. Sin embargo, y como viene siendo habitual, la situación es mucho peor de lo que reflejan los datos oficiales. Para Paul Krugman, “ya no se puede hablar de recesión, España se encuentra en una depresión en toda regla”. Es decir, una grave crisis económica prolongada, profunda y acumulativa, con incrementos anormales del paro, caídas profundas del consumo, la inversión y la riqueza, y cuya duración puede extenderse entre tres y diez años.

Con una tasa de paro oficial del 24,4% y real del 26,5% -sumando los 435.000 “parados desencantados” que la semana de la encuesta no habían realizado búsqueda activa de empleo y que el INE clasifica como inactivos- (una tasa superior a la de EEUU en el peor momento de la Gran Depresión), un 51% de paro juvenil, una población crecientemente empobrecida de la que un 23% vive por debajo del umbral de la pobreza, unos 1,7 millones de hogares con todos sus miembros parados y cuatro de cada diez parados sin subsidio, hablar de recesión supone un engaño a los españoles. Si no se han producido todavía casos graves de hambre es solo debido a la impagable labor de Cáritas y de las órdenes religiosas, que se encuentran literalmente desbordadas, mientras unos sindicatos depredadores y corruptos aún no han ofrecido ni un plato de sopa a un hambriento.

Desesperanza generalizada

La velocidad y la profundidad en la destrucción de la riqueza de las familias jamás había alcanzado la dimensión actual en tiempos de paz: el equivalente a un 50% del PIB desde enero. La pérdida de valor de las empresas del IBEX supera los 100.000 millones de euros desde esa fecha, que se añaden a los 200.000 perdidos desde 2008; la pérdida de valor de las viviendas, 1,5 billones desde 2008 o 400.000 millones, también desde enero.
La renta disponible de las familias, el motor fundamental de una economía, despuésde cuatro años ininterrumpidos de caídas, volverá a caer en mas de 40.000 millones de euros en 2012 no solo por el paro, la inflación y la caída de remuneraciones reales, también por la fuerte subida de impuesto sobre la renta, y el aumento brutal de los impuestos sobre el ahorro y el impuesto de bienes inmuebles. Y mientras millones de familias luchan por sobrevivir sabiendo que sus hijos vivirán peor que ellos, Rajoy sigue
desaparecido y sin liderazgo.

Y por si este entorno de depresión no fuera ya lo suficientemente dramático, el déficit del Estado en el primer trimestre alcanzó un 1,85% del PIB (el 7,4% en tasa anual, que con el déficit de CCAA y Ayuntamientos supera el 10% del PIB), un 75% más que el año anterior, para financiar gasto corriente, para que las CCAA puedan continuar el despilfarro. Después está la Seguridad Social, porque los ingresos no cubren ya los gastos de la misma y la diferencia está creciendo exponencialmente. Y, además, aunque no cuenta como déficit computable, tenemos el río de dinero para mantener cajas que
deberían haber sido cerradas, la última, Caixa Catalunya, que costará 8.800 millones de euros a los contribuyentes, o con una Bankia inviable y, según el FMI, desastrosamente gestionada cuya intervewnción está cantada y nos costará 50.000 millones. ¿Con qué derecho Rajoy saquea el erario público otra vez, gracias a lo expoliado de renta y ahorro de los españoles, en lugar de cerrar las cajas y procesar a los responsables? Es algo intolerable para la nación.

La intervención es la única esperanza posible antes de una revuelta social cada día más cercana. Supondría que España pasaría a ser dirigida por verdaderos profesionales de la economía, no por políticos incompetentes y moralmente corruptos que jamás nos sacarán de la crisis.

¿Hasta cuándo piensan estos irresponsables seguir auxiliando a unas CCAA que no están en absoluto comprometidas con la estabilidad presupuestaria? No dicen que van a intervenir las CCAA que no cumplan, ¿pues a qué esperan para intervenir Valencia, Murcia o Castilla La Mancha, que ni cumplen ni van a cumplir?; ¿y qué hay de Andalucía o Cataluña, que ya han anunciado categóricamente que no piensan cumplir, mientras reciben miles de millones del erario público para tapar sus agujeros? Estamos en manos de insensatos que utilizan el dinero de los españoles como si fuera escombro. Y ahora
Montoro dice que España necesita endeudarse en 114.000 millones, pagando el 90% más de interés por las letras, con un bono a 10 años al que los seguros de deuda (CDS) dan ya un 50% de posibilidades de impago, a lo que se suman 148.000 millones más por vencimientos de deuda. En total, 262.000 millones o el 25% del PIB.

Estos irresponsables pensaban que las compras de los bancos españoles con el dinero del BCE, del que se están llevando los dos tercios del total de la eurozona, no tenían final, pero resulta que sí. Santander y BBVA no compran más deuda al Tesoro. ¿Quién, entonces, les va a comprar los casi 200.000 millones que faltan para cerrar el año? Aún peor, la rebaja de rating de S&P en dos escalones y con perspectiva negativa, a solo tres peldaños del bono basura, obligará a fondos y bancos internacionales a vender masivamente deuda española. ¿Con qué dinero va seguir financiando entonces Rajoy el
despilfarro autonómico y un sistema financiero quebrado?; ¿a qué coste inasumible piensan colocar tan ingente cantidad de deuda? Unos y otros están hundiendo el país para los próximos cien años.

Una pérdida de credibilidad histórica

Frente a todo esto tenemos un Gobierno sin plan ni estrategia alguna, sin cohesión, dedicando sus mejores esfuerzos a apuñalarse los unos a los otros.
Ni se plantea recuperar la soberanía económica dividida en 17 pedazos, lo más esencial junto con la recuperación del crédito para superar la crisis.
El Ejecutivo es tan cobarde  que ni siquiera ha acometido la reforma del BdE, cuyo prestigio está por los suelos, ni destituido a su gobernador, principal responsable junto con Zapatero de nuestra ruina económica. Un Gobierno que ni siquiera se plantea una alternativa energética racional, ni de lucha contra los monopolios, lo que nos lleva a pagar los precios de los productos petrolíferos antes de impuestos, del gas, de la electricidad, de las telecomunicaciones y de los servicios bancarios más caros de Europa.
Cualquier gobierno sensato hubiera tomado medidas drásticas de recorte de gastos inútiles, algo sencillo cuando el despilfarro de dinero público supera los 110.000 millones.

Nunca en la historia de las democracias un presidente había perdido tan enorme caudal de credibilidad y de esperanza en tan poco tiempo. Todas y cada una de las afirmaciones de Rajoy, desde “hay que bajar impuestos” a “jamás implantaré el copago” pasando por “tenemos un plan perfectamente diseñado para salir de la crisis” o “no emplearemos un euro de dinero público en rescatar a la banca”, se han demostrado falsas en poco más de 100 días. Ha subido impuestos, ha implantado el copago y no tenía plan alguno. A día de hoy, ya da igual lo que Rajoy diga o prometa: su credibilidad en los mercados es cero, solo las cifras de déficit y paro cuentan, y son desastrosas. Mientras, los mercados empiezan a descontar ya que hasta los grandes bancos tendrán que ser intervenidos y la fuga de capitales se convierte en un torrente. Todo lo demás es música celestial.

La intervención: el único camino

Cada vez resulta más difícil evitar una sensación de desesperación y de impotencia. La casta política, empezando por un Gobierno ineficaz y siguiendo por la oposición (que hace todo lo que está en su mano para desestabilizar el país), los nacionalistas (en chantaje permanente a la nación) y los sindicatos (con su larga tradición de destrucción de empresas) está llevando a España hacia el desastre. Una nación no puede continuar
viviendo así año tras año, de promesas vanas e incompetencia manifiesta, viendo como se destruye cada día su riqueza, como la clase media, el gran pilar que ha sostenido el crecimiento de nuestra economía, está siendo eliminada y sin el más mínimo horizonte de esperanza. La intervención es la única esperanza posible antes de una revuelta social cada día más cercana.
La intervención supondría que España pasaría a ser dirigida por verdaderos profesionales de la economía, en lugar de por políticos incompetentes y moralmente corruptos que jamás nos sacarán de la crisis.

La intervención supondría que, ante una propuesta a boleo de “recortar” 10.000 millones en Sanidad y Educación, se hubiera implantado la propuesta de Esperanza Aguirre: devolver al Estado Justicia, Sanidad y Educación, lo que hubiera supuesto un ahorro de 48.000 millones, sin copagos ni tasas; la intervención supondría que antes de subir un solo impuesto se acabaría con los 34.000 millones en duplicidades; que antes de subir el gas, la electricidad o los servicios bancarios, se acabaría con los monopolios; que antes de recortar inversiones e investigación se recortaría gasto corriente; que antes de dejar al Estado sin dinero para funcionar correctamente se cerrarían las diputaciones, incluidas las vascas, porque o sobran las Diputaciones forales o sobra el Gobierno Vasco.

En todo caso el diagnóstico es claro: el problema no es el PP, no es el PSOE, no es IU, ni siquiera los nacionalistas. El problema son todos ellos, todas estas mafias legales dedicadas a saquear España, instaladas como casta parasitaria, privilegiada, financiada íntegramente con el expolio a los contribuyentes, con 500.000 cargos de designación política, el doble que Italia y 300.000 más que en Alemania, aparte de los cientos de miles de familiares, amigos y correligionarios, y donde la oligarquía económica está exenta, vía SICAVs, de la mayoría de impuestos. O desmantelamos esa casta o no hay supervivencia posible.

Fotografía: Helena Eriksson

Roberto Centeno

Creative Commons License

Este trabajo de Roberto Centeno está protegido bajo licencia Atribución Creative Commons-NonCommercial-NoDerivs 4.0 Internacional Los permisos mas allá del ámbito de esta licencia pueden estar disponibles en https://www.diariorc.com/aviso-legal/

48
Dejar una respuesta

Por favor regístrese o Conecta para comentar
40 Hilos de comentarios
8 Respuestas a hilos
0 Seguidores
 
Comentario con mas reacciones
Hilo mas comentado
15 Autores de comentarios
CarlosPrTomás García BayarteLvisPedro M. GonzálezSpinoza Comentaristas mas recientes
  Suscripción  
mas nuevo mas antiguo mas votado
Notificar de
Antonio M. Ballesta
Antonio M. Ballesta

Roberto Centeno: “O desmantelamos esa casta” política , mediante la Libertad constituyente o la depresión aumentará en toda España.
SyRC
A.

Luis "er Maki"
Luis "er Maki"

D. Roberto Centeno acertado como siempre nos muestra a nuestra Clase dirigente como una panda de pillos afanados en engañarse entre ellos, todo quedaría en lance de picaros si no viniera cargado de tragedia para la masa de gobernados que los padecemos. Como muy bien relata en su escrito, los efectos demoledores con su carga de ruina miseria y paro hace necesario una acción revolucionaria que detenga esta marea infecta donde la “fiebre” económica solo es el síntoma de la enfermedad política y social que padecemos.

Salú2 y RC. Por la LIBERTAD CONSTITUYENTE hacia LA REPÚBLICA CONSTITUCIONAL.

Carlos Prada

¡Qué desalentador!

Cuando un Estado intervenido rija nuestro destino, desaparecerá toda sensación de que hayamos sido un pueblo que ha luchado y conquistado su libertad, pues se verá como la única solución inevitable para evitar el desastre.

Otra vez una masa clamando por pan y esta necesidad se convierte en la fundamental. Nos habrán salvado, no nos salvaremos nosostros. La libertad ya llegará, cuando “los otros” decidan.

Un saludo

Sergio Ortega Gamero

Señor Roberto, no puedo estar más en desacuerdo con una parte del análisis que usted hace. “La intervención es la única esperanza posible antes de una revuelta social cada día más cercana. Supondría que España pasaría a ser dirigida por verdaderos profesionales de la economía, no por políticos incompetentes y moralmente corruptos que jamás nos sacarán de la crisis.” Dios nos libre, de verdad, de que nos intervengan. Ya se ha visto en Gracia. Los “economistar profesionales” no son más que personajes profundamente ideologizados. En los últimos años, sobre todo desde la intervención de Grecia, se ha puesto de moda el término “profesional” aplicado a los economistas, al igual que antes se puso de moda aplicado a los políticos. No hay economistas “neutros”. Mire, el comienzo de la honestidad es comenzar reconociendo de qué pie cojea cada uno y proponiendo a las claras las soluciones que uno cree correctas. Esos “personajes” de profesionales, de neutros, no tienen nada. Su único fin es asegurar que los bancos franceses y alemanes cobren hasta el último real. Si para ello necesitan saquear un país, lo harán. Con respecto al empleo de otro término de moda, “estabilidad presupuestaria”, ¿no se estará refiriendo usted a la manía del déficit cero? Porque claro, hay que explicar qué significa “estabilidad presupuestaria”. Oímos hoy en día a los politicastros de turno andar como pollo sin cabeza hablando de la “estabilidad presupuestaria”. Pero entonces viene mi pregunta, ¿es malo todo déficit? Un cuchillo a priori no es malo. Ni bueno. Claro que si yo uso un cuchillo para matar, entonces lo más común es decir que el cuchillo es malo, lo que es una falacia. Es malo el uso que se le ha dado. Cuando se habla de déficit pasa lo mismo. Mire, el déficit a priori no es ni bueno ni malo. Es bueno o malo el uso que se le da al dinero. Evidentemente no se puede tener déficit para pagar los gastos corrientes del Estado, porque entonces vamos de cabeza a la ruina. Pero hablar alegremente de “estabilidad presupuestaria”, de déficit cero, es erroneo. Estoy totalmente de acuerdo con la eliminación de las CC.AA., pozos sin fondo de corrupción y despilfarro, pero temo que sus alabanzas a Esperanza Aguirre se vieran decepcionadas. Si ella llegase al poder tendría que pagar a tantos estómagos agradecidos como Rajoy. No en vano ha sido ella la que año tras… Leer mas »

Carlos Prada

Coincido con el análisis de Sergio. Muy acertado sobre todo con lo de España en su conjunto como culpable. Todo ellos sin restar un ápice las responsabilidades más recientes.

Un saludo

Pedro M. González

Yo no, y si con el del economista Sr. Centeno. La deuda es la hipoteca que le cedemos a nuestros hijos sin su consentimiento.

Luis Lopez Silva

Pues yo me alineo con Sergio, un déficit y una deuda controlada en los niveles recomendables no son ninguna hipoteca para nuestros hijos. Lo que es una hipoteca eterna o una catastrofe para las nuevas generaciones es la ortodoxia presupuestaria impuesta por Alemania a sus socios. Si yo teng una empresa que no crece porque no genera beneficios es muy dificil que pague a mis acreedores. Esta es la única realidad.

ONAAKRA RUBIALES
ONAAKRA RUBIALES

AMIGOS REPÚBLICOS. YO VOY A IR MÁS ALLÁ. MIENTRAS LOS BORREGOS DE ESTA ESPAÑA NUESTRA NO SE DEN CUENTA QUE LO QUE FALLA DE BASE Y PRINCIPALMENTE ES EL SISTEMA POLÍTICO Y ELECTORAL, TODO CONTINUARÁ IGUAL, IRÁN LOS DE LA CASTA POLÍTICA PARASITARIA PONIENDO PARCHES Y JODIENDO AL PERSONAL MIENTRAS ELLOS SIGUEN Y SIGUEN BENEFICIÁNDOSE ELLOS-LOS PARTIDOS Y LOS SINDICATOS, SUS AMIGOTES, FAMILIARES, GRANDES FORTUNAS, MULTINACIONALES, ETC….

SI HUBIESE OTRO SISTEMA POLÍTICO EN ESPAÑA, SI HUBIESE UNA VERDADERA DEMOCRACIA COMO REPITE HASTA LA SACIEDAD EL “MAESTRO” TREVIJANO, OTRO GALLO CANTARÍA.

DON ANTONIO LO DEJA MÁS QUE CLARO CUANDO ILUSTRA Y DICE PARA LOS QUE QUIEREN ESCUCHAR QUE:

UNA DEMOCRACIA EXISTE CUANDO SE CUMPLEN SUS DOS REQUISITOS INDISPENSABLES: 1º-VERDADERA REPRESENTACIÓN DEL PUEBLO, Y 2º-SEPARACIÓN DE LOS TRES PODERES DEL ESTADO (EJECUTIVO-LEGISLATIVO Y JUDICIAL).

COMO ESO NUNCA SE A DADO EN ESTA NACIÓN, POR ESO LOS DE LA CASTA POLÍTICA PARASITARIA HACEN LO QUE LES DA LA GANA SIN QUE PODAMOS HACER NADA.

NO TIENEN NINGUNA RESPONSABILIDAD CON EL PUEBLO Y COMO EN EL PUEBLO NO EXISTE LA TAN CACAREADA SOBERANÍA (OTRA GRAVE MENTIRA DE LA CONSTITUCIÓN), POR ESO HACEN LO QUE LES INTERESA A “ELLOS” Y NO A NOSOTROS.

MIENTRAS SE SIGA VOTANDO (DEL MODO QUE SEA), SE SEGUIRÁ REFORZANDO-LEGITIMANDO ESTE NEFASTO SISTEMA.

ASÍ NOS VA POR NO PENSAR Y ACTUAR.

Carlos Prada

Sólo hay que ver la situación de Irlanda, Grecia y Portugal para ver que los “rescatadores” son los rescatadores de los bancos de Francia y Alemania no de los respectivos ciudadanos.

Carlos Prada

Irlanda fue un ejemplo antes de la crisis, ha sido un ejemplo después de la crisis según el FMI y, aunque nos quieren hacer ver que está saliendo del agujero, lo cierto es que sigue a niveles de desiguladad peores que antes.

Decía Einstein algo así como “No podemos resolver problemas pensando de la misma manera que cuando los creamos” y las soluciones están viniendo de la misma conciencia que creó el problema (y por los mismos que lo han creado añadiría yo).

Un saludo

Juan Seoane
Juan Seoane

Fenomenal articulo. Enhorabuena D. Roberto Centeno.

Pedro M. González

Como si el gasto no fuera consecuencia del ingreso y no alrevés! Eso si es la única realidad ¿Es eso “ortodoxia presupuestaria”?

La actuación del mal empresario y del nefasto político lo define el señor Luis maguilla a la perfección con su frase “Si yo teng una empresa que no crece porque no genera beneficios es muy dificil que pague a mis acreedores.”

No señor, mire, usted deberá calcular los costes en función de los beneficios que en su cálculo ecónómico presupueste, no al revés. Elmito del crecimiento indefinido es una falacia que no puede sostener el gasto exponencial de la misma forma

Carlos Prada

Si es un mito en microeconomía (una empresa) el crecimiento indefinido, ¿por qué es casi un dogma de fe en la macroeconomía, la necesidad de un crecimiento del PIB para generar riqueza y empleo? ¿Cómo se conjuga ese verbo?

Por otra parte, sin sonar demagógico, estamos hablando de una hipoteca para nuestros hijos al endeudarnos según tu opinión Pedro. Si nos endeudamos en cuestiones que van a ser para su beneficio (eliminemos de la ecuación AVEs, aeropuertos y urbanizaciones monstruosas) y metamos Escuelas decentes, profesores preparados, sanidad racional, etc, ¿es esa una deuda asumible o es una deuda necesaria?

¿Acaso a nuestros hijos no les hemos hipotecado ya con un sistema de consumo que necesita de tres veces y media España si se tuviera en cuenta la huella ecológica que produce en el mundo?

Un saludo

Pedro M. González

Querido Carlos el crecimiento continuo es mito en micro o macro. Otra cosa es que a los planificadores les guste conjugar siempre en futuro, en el que ya se sabe, todos muertos colgandole el mochuelo al que venga.

Y respecto al endeudamiento, tanto mi intervención como el artículo, creía que no era necesario decirlo pero veo que si, trataba del endeudamiento por encima de las presiviones presupuestarias basadas en el déficit como principio prespuestario. Se puede invertir en todo lo que dices sin déficit.

Por último y respecto el consumo, lo marca cada generación. esta no puede decidir por la siguiente, como no puede dejarles embargados, otra cosa es la irresponsablidad medio ambiental a la que te refieres, consecuencia de la inadecuada definición de los derechos de propiedad que desemboca irremisiblemente en la tragedia de los bienes comunales.

Carlos Prada

Pedro, lo poco que sé de economía actual, en todos los textos que he leído se habla de crecimiento como paradigma de formación de empleo y bienestar. No he leído en ninguno nada que hable de decrecimiento o de volver atrás o cambio de paradigmas. Sólo a Latouche.

Puede ser que no sea necesario endeudarse si tuviéramos definidas claramente cuáles son nuestra prioridades y necesidades más humanas. De acuerdo.

Creo que definir mejor los derechos de propiedad es la articulación en tu lenguaje de un cambio en la forma de pensar y consumir, es decir, un cambio más profundo. El cambio es de paradigma en el consumo, traducido en tu lenguaje de liberal, que acepto, como cambio en un título de propiedad. Si al final llegamos a un mismo objetivo es aceptable para mí aunque el concepto sea distinto.

Un saludo

Pedro M. González

Quizás, querido Carlos, los paradigmas son el problema, ya que la acción humana es la que determina etapas de crecimiento y decrecimiento económico según sean las prioridades en los fines y medios buscados voluntariamente por los operadores sociales para adaptarse a la situación concreta.

Las teorías de equilibrios imposibles elaboradas por “economistas de invernadero” se eleboran al margen de la acción humana, prescindendo de ésta en favor de formulas matemáticas y multiplicadores en los que resulta imposible concentrar la complejidad de la actuación social. Es un error de método.

Ben Gun
Ben Gun

EL artículo de Centeno encierra una contradicción evidente: pretender que una de las principales causas del problema español (la forma territorial del Estado:estado autonómico), la puedan eliminar las instituciones europeas.
Es claro que nadie, es decir, ningún partido político español actual, lo hará (con o sin Espe.)
Europa tampoco. España es un poco como la propia UE. Encierran en sí mismas contradicciones constitutivas que impiden la superación de los problemas que causan si no es destruyendo lo preexistente. Ninguna institución europea asumirá el coste de meter mano al Estado autonómico, antes nos sacan del Euro o algunos se van del actual euro a otro mejor sin nosotros.
Por desgracia y por fortuna al mismo tiempo, debe de ser la revuelta social de Centeno la que permita la opción de que nosotros resolvamos el problema español.

Antonio M. Ballesta
Antonio M. Ballesta

También observo en el artículo del economista Centeno una precipitación en la petición de los cambios políticos necesarios pero sin proponer los medios.Las peticiones de acciones correctas a los que sabemos que no harán nada en contra de sus privilegios es pedir por pedir. Hay que planificar, en cambio, una estrategia de acción política constituyente. Le falta esa reflexión.

SyRC
A.

Tomás García Bayarte
Tomás García Bayarte

Ayer, 1º de mayo, se cumplieron 160 años del nacimiento de DON SANTIGO RAMÓN Y CAJAL, aquel gran español que, antes de ser PREMIO NÓBEL (en Medicina), fué aprendíz de barbero y en un taller de zapatero remendón, dejó escrito en su obra titulada “CHARLAS DE CAFÉ”, el siguiente pensamiento:

“Los males inveterados de España, señalados, en parte, por Malladas, Macías Picavea, Costa, Ortega y Gasset, Grandmontagne, Unamuno, Maeztu, Azorín, Saínz y Rodríguez, Giménez Caballero y otros, obedecen, a mi ver, a tres condiciones principales:
1ª.- A que cada institución o clase social se estima como un fin y no como un medio, creciendo viciosa e hipertróficamente a expensas del Estado.
2ª.- A que, salvo contadas excepciones, nadie ocupa su puesto: los altos cargos políticos, militares y administrativos se adjudican a gentes sin adecuada preparación, con tal de pertenecer al partido imperante, por donde aviene su rápido desprestigio.
3ª.-A que, cualquiera que sean los fracasos e inmoralidades de los poderosos, jamás se les inflige ninguna sanción, ni aún la del ostracismo. Sólo en la desventurada España, según he repetido hasta la saciedad, se da la monstruosa paradoja de galardonar con ascensos las derrotas, impreviones e insensateces de los próceres de la política o de la milicia.”

S. y RC.
Bcn., 02/05/2012(21:23).

Antonio M. Ballesta
Antonio M. Ballesta

Tomás, tu comentario me gusta más que el artículo de Centeno pues Ramón y Cajal está sidentificando:

1º- El interés de los españoles en no trabajar productivamente debido a su historia social y religiosa.

2º- La falta de la independencia judicial y de una constitución democrática.

SyRC
A.

Zoilo Caballero Narvaez

Tomás, aplaudo tu comentario.
Un abrazo

Tomás García Bayarte
Tomás García Bayarte

Corrección: En donde aparece “impreviones”, debe decir: imprevisiones.

S. y RC.
Bcn., 02/05/2012(21:30).

Spinoza
Spinoza

La situación es tan apremiante y el sistema tan inoperante, que habría que proponer al pueblo, para que lo ratifique, una solución drástica. Una constitución temporal que organice un estado prescindiendo de esta partidocracia y este desorden territorial, con un gobierno tecnócrata cuya misión única sería sacarnos de la zona más dramática de la crisis y llevarnos a un periodo verdaderamente constituyente.

Luis "er Maki"
Luis "er Maki"

¡Bravo D. Tomás!. Una vez mas se cumple el axioma: “La veterania es un grado”.
Salú2 y RC. Por la LIBERTAD CONSTITUYENTE hacia LA PRIMERA REPÚBLICA CONSTITUCIONAL.

Vicente Carreño

Querido Tomás, he copiado su precioso texto y lo he puesto por ahí fuera en la red, en facebook en muchos enlaces y grupos diversos… naturalmente con su nombre a pie de comentario para dejar clara su autoría. Gracias por regalarnos esas perlas.

Un abrazo repúblico.

Tomás García Bayarte
Tomás García Bayarte

Gracias, queridos repúblicos:

Mi comentario sobre “nuestro” primer Nóbel de Medicina,DON SANTIAGO RAMÓN Y CAJAL, navarro de nacimiento, pués lo fué en Petilla de Aragón, aldea de Navarra, el día 1 de mayo de 1852, hijo de don Justo Ramón y Casasús, de profesión médico, y su madre, doña Antonia Cajal.

Don Santiago es, para este jóven octogenario republicano, el español que más admiración me ha merecido de siempre. El ejemplar de su obra citada en mi comentario “CHARLAS DE CAFÉ” (y, no de ateneo o casino literario),lo adquirí en una librería “de viejo”, en 1949, y, “es, acaso, la obra más hermosa, cumplida y eficiente de Cajal; la más veces reimpresa, la más veces traducida.”

Unamuno, Sánchez de Albornoz, Salvador de Madariaga y Ramón y Cajal, han sido y, son los maestros, junto con mis progenitores (abuelo materno y mi padre) quienes me han proporcionado mis conocimientos para navegar por la vida, “afición” en la que sigo, atendiendo al ejemplo histórico de aquellos republicanos que fueron los “españoles” Figueras, Salmerón, Pi y Margall, Castelar, Alcalá Zamora, Azaña, incluyendo a los exiliados Martínez Barrios, Jiménez de Asúa, etc.,etc…
Todos ellos, dignos de ser leídos y reflexionados.

Un fraternal abrazo republicano, de un jóven octogenario, para todos mis correligionarios en la “doctrina” de la 1ª nueva REPÚBLICA CONSTITUCIONAL ESPAÑOLA.

Salud y República.
Bcn.,03/05/2012(10:13).

Lvis
Lvis

Don Tomás,

Sus comentarios son siempre de un valor extraordinario. Me gustaría mucho poder leer en este diario algún artículo firmado por usted.

Saludos cordiales.

Tomás García Bayarte
Tomás García Bayarte

Para Spinoza:

Nada de proponer “constituciones temporales”. La monarquía borbónica inventada e impuesta por el mandato de aquel Caudillo que lo fué, según sus seguidores, por la Gracia de Dios, consciente de su responsabilidad ante Dios y la Historia, y que, igual que la de Alfonso XIII, está ya, moralmente, finiquitada.

Por ello, sirviendo a los derechos del Pueblo español, en su totalidad, exigir al Gobierno, se inicie ya, dada la gravedad de la situación en que se halla, el proceso constituyente de LIBERTAD COLECTIVA que decida en REFERÉNDUM electivo, y no en plebiscito, la forma de Estado (Monarquía o República) y la forma de Gobierno (Oligarquía Partidocrática o Democracia Representativa), tal cual, es la doctrina que nos “enseña” Don Antonio García-Trevijano Forte, en su libro “LIBERTAD CONSTITUYENTE”, editado por el Movimiento Ciudadano por la nueva REPÚBLICA CONSTITUCIONAL ESPAÑOLA.

¡¡ATENCIÓN!!. El tiempo apremia y, el tiempo es la única “materia prima” que no se puede comprar con todo el oro del Mundo…

S. y RC.
Bcn.,03/05/2012(10:53).

Spinoza
Spinoza

En mi más modestia opinión solo se podrá motivar al pueblo con un paso que tenga la justa medida: ni tan largo que lo considere improbable o distante ni tan corto que no aprecie la ruptura.Concretar y hacer tangible una HOJA DE RUTA. Ver para creer. Trasladar a la sociedad una propuesta para que se involucre.

Carlos Prada

Cuando el BCE deje de prestar dinero al 1% a los bancos y éstos al 6% a los Estados, se podrá legitimar el déficit cero. Antes a eso le llamaban usura.

Un saludo

Pedro M. González

La estafa es delito la practiquen los burócratas del BCE o la oligarquía paritdista que diseña los presupeustos deficitarios irresponsablemente. No me vale el “y tú más”.

Tomás García Bayarte
Tomás García Bayarte

Bien, por su oportuno y acertado comentario Carlos Pr, dada la coincidencia de que hoy, 3 de mayo de 2012, el BCE se reune, en Consejo Pleno, en la catalana ciudad de Barcelona (España), para -se supone- estudiar la situación financiera de la UE, y, también -se supone- la de España, que viene padeciendo el cáncer bancario que nos aflige ya, desde hace años…

S. y RC.
Bcn., 03/05/2012 (11:31).

Pedro M. González

Tomás, le contesté a Carlos en relación al nefasto BCE, que no sirve de excusa a la también nefasta presupuestación deficitaria por principio de las partidocracias europeas. Un saludo.

stremlykov
stremlykov

¡¡¡¡ LOS ESPAÑOLES NECESITAMOS UN LÍDER QUE NOS MUEVA YA !!!!

¡¡¡¡ HAY QUE TERMINAR CON EL ACTUAL SISTEMA POLÍTICO COMO SEA !!!!

¡¡¡ VIVA LA REPÚBLICA ESPAÑOLA Y SUS REPÚBLICOS CIUDADANOS !!!

Carlos Prada

De acuerdo Pedro que ha habido despilfarro, que no vale el “y tú más”. Totalmente de acuerdo. A ellos les debemos de pedir cuentas (a los partidos) y al BCE de igual manera. No es el y tu más sino y tú también.

Por otra parte, existe un derecho de endeudamiento en las empresas igual que en las familias para cubrir las necesidades que legítimamente se consideren básicas.

Cuando se construye un Hospital o se planea una reforma educativa a 10 años vista, me parece legítimo el poder endeudarse pues muchos de los beneficios son intangibles, y se considera una prioridad por la sociedad, una necesidad.

Las llamadas PFI de los británicos son hipotecas de la sociedad para pagar Hospitales a 30 o más años vista y ésos servicios serían inviables de otra manera. Igual que una familia no puede pagar una casa en efectivo sin hipotecarse.

Un saludo

Pedro M. González

Si los fondos propios de una mercantil se sitúan por debajo de la mitad de su capital social, o el administrador convoca para la disolución de la soicedad o responderá con sus bienes propios. Mientras no ocurra algo similar con los adminstradores públicos, las buenas intenciones se traducirán en irresponsabilidad catastrófica para las futuras generaciones.

Esos privilegios son los que nos han traido donde estamos. Si yo te presto a tí un dinero que no tengo iré a la carcel por estafador si lo hace un banco o el estado, se llama coeficiente de reserva fraccionaria o deuda pública. Esa es la diferencia.

Un saludo.

Carlos Prada

En eso estamos de acuerdo (eso creo), pero no me has contestado a lo que yo he expuesto del ejemplo de un Hospital.

Pedro M. González

Creo que sí. La inversión sería posible si previamente se valora su viablidad asignando los recursos precisos para lo que no es necesaria una base presupuestaria deficitaria irremisiblemente, sino que existen mil alternativas.

Carlos Prada

Si partimos de un déficit cero y necesitamos pedir un préstamo para hacer una inversión que la sociedad considera imprescindible, al año siguiente ya no estamos en déficit cero. Por lo tanto, en determinadas circunstancias y con el resto de variables que tú apuntas muy bien de responsabilidad, el endeudarse es legítimo.

Pedro M. González

Sí, de la misma forma que una familia para comprar una casa tiene que endeudarse hipotecariamente. Pero el presupuesto contabiliza no solo los gastos, sino también los ingresos que le permitan hacer frente a esa ineludible necesidad, que no solo por serlo justifica sea abordada temerariamente. Igual que una familia que no puda comrparse esa casa, alquila, el estado tiene mil maneras de gestión para cubrir esa necesidad si económicamente es inviable (cheques sanitarios, concertación…)

Carlos Prada

Vamos llegando a un acuerdo. Es una cuestión de necesidades y de posibilidades. Necesidades que a veces no son cuantificables, hasta hoy, pero que hay que poner en la balanza a la hora de tomar decisiones pues pesan tanto o más que las puramente contables.

Al igual que no todo el mundo pone en la balanza la generación de bienestar (no hablo de riqueza) cuando se hace una inversión pública, pues toda inversión pública (bien ponderada y gestionada) es una manera de redistribución de la riqueza.

Un saludo

Pedro M. González

Uy, uy, Carlos cuidado que estamos traspasando la fina línea ideológica. Me niego aquí a entrar en el debate de la “redistribución” de la riqueza y el papel del estado en ello que es parte de la politica y no de lo político que aquí tratamos. Yo tengo una idea muy clara sobre eso, pero creo que solo podía contrinuir aquí a la división y estamos para unir a los repúblicos de toda índole ideológica. Un abrazo

Carlos Prada

Pedro, hasta aquí hemos hablado de política y no sólo de lo político y tu claridad sobre tus ideas las conocemos todos los que te leemos atentamente y sin prejuicios.

No creo que eso genere divisiones, o al menos más de las que ya hay y que yo veo como diferencias de opinión.

Pero es cierto, creo que hemos llegado a ciertos puntos de acuerdo sin tirarnos los trastos a la cabeza a pesar de diferencias ideológicas. No parece tan complicado entenderse con un liberal como tú.

Porque sólo se puede empezar a dialogar cuando los dos o más que dialogan están abiertos a cambiar de opinión o al menos matizar la propia. Lo demás es un “monólogo a deux”.

Un abrazo

Pedro M. González

Simplemente, querido Carlos, es que no creo que respetuoso hablar aquí sobre la redistribución de la riqueza sino de la libertad política y veo que empezamos por el rábano y estamos ya por las hojas. Ahora bien si quieres que charlemos de eso en otro foro, por mi encantado.

Un abrazo.

Tomás García Bayarte
Tomás García Bayarte

Permitid, a un octogenario repúblico, estimados CarlosPr. y Pedro M.González, intervenga en vuestra discusión y, os haga la siguiente reflexión:

PAZ EN LA TIERRA (la de la Libertad Constituyente) Y ENTRE LOS REPÚBLICOS DE BUENA VOLUNTAD.
Y, a lo “nuestro”.
Un fuerte abrazo, de repúblico a repúblicos,
S. y RC.
Bcn., 03/05/2012(22:58).

Tomás García Bayarte
Tomás García Bayarte

Para Luís:

Muchas gracias por su comentario, pero, he de manifestarle que tengo medida de cuales son mis limitaciones y, por consiguiente, temor al ridículo.

Reflexionar sobre los acaecimientos que motivaron que el Sr. Salmerón, a las once de la noche del día 2 de Enero de 1874, se bajara del sitial de la presidencia del Parlamento de las Cortes, para pronunciar su discurso de oposición al gobierno presidido por D. Emilio Castelar, a quien se le formuló la pregunta: ¿Y el proyecto de Constitución? Ese, contestó, lo quemasteis en Cartagena.
Aquel enfrentamiento entre republicanos, como Salmerón y Castelar, motivó que, el presidente del poder ejecutivo (Castelar), y, todo su gobierno, aquella misma noche, dimitieran, con lo cual, se acabó la 1ª República, dejando no grato recuerdo en el país. Su muerte fué violenta. ¡Bien caro pagó sus culpas el partido republicano!.

Este tema, me preocupa. Y estoy considerando que, enfrentamientos similares, hoy, pudieran entorpecer el andar de nuestro MCRC, por la senda de la LIBERTAD CONSTITUYENTE, que preconiza, con tanto esfuerzo y acierto, Don Antonio Garcia-Trevijano Forte, para la ímplantación DEFINITIVA DE LA NUEVA REPÚBLICA CONSTITUCIONAL EN ESPAÑA.

Un fuerte abrazo de repúblico a repúblico.
Bcn.,04/05/2012(10:41).

Carlos Prada

Yo me adhiero al deseo de Luis para D Tomás que nos permita disfrutar, aparte de sus comentarios, de su experiencia vital y/o intelectual.

Un saludo

Carlos Prada

Perdón por la redacción apresurada el “que” va antes de D Tomás